Aprende Standup Paddle Surf paso a paso: nociones básicas SUP

 

Para iniciarse, lo mejor es comenzar con la técnica básica que aprendemos en un pequeño curso o “bautismo SUP”

Cuatro posiciones básicas encima de la tabla:

Prono o tumbado: colocamos el remo entre el pecho y la tabla para remar con los brazos libremente. Posición de máxima seguridad. Permite sortear con mayor facilidad dificultades como el viento en contra.

Sentado o “capitanes de nuestro propio barco”: es una posición “libre” en la que nos sentamos cómodamente en la tabla para centrarnos en la técnica básica de remo y contraremo hasta dominarla, sin peligro de caernos al agua. Una vez que nos sentimos con la suficiente confianza, pasaremos a posición de rodillas o de pie.

De rodillas: es una posición que nos permite navegar con seguridad en las salidas y entradas al agua, por ejemplo, o en situaciones donde es preciso tener mayor estabilidad (ante un impacto o con oleaje moderado). Suele tener una corta duración pues al clavar el peso en las rodillas, puede resultar incomoda (sobre todo en tablas de SUP rígidas).

Como ponerse de pie en tres pasos: 1) colocamos el remo perpendicular a la tabla 2) Nos apoyamos en manos y pies, caminando sobre la tabla hasta el centro 3) Nos levantamos y aseguramos el equilibrio a la vez que recogemos el remo.

De pie: posición anatómica perfecta, nuestro core y estabilizadores nos mantienen en equilibrio realizando un trabajo inconsciente incluso parados. Ya tenemos confianza para remar.

 

Posición básica de los pies en la tabla: equidistantes longitudinal y horizontalmente al centro de flotación de la tabla (que coincide con el asa de la misma).

Entrada y salida del remo del agua: la pala de nuestro remo debe entrar en ángulo, perpendicular al agua, de manera que cuando comenzamos a recoger la remada, y hacemos palanca con el remo y el agua, optimicemos al máximo y en la misma dirección nuestra energía, sin crear fuerzas convexas. Una buena forma de lograr este objetivo es conseguir que el remo entre silencioso, sin chapotear, como una cuchilla en el agua.

Giro básico de 180º: contraremada, ejecutamos la remada en sentido contrario.

Giro 360º básico: nos desplazamos hasta el tail (parte trasera) de la tabla para elevar el nose (parte frontal) de la tabla y con la ayuda del remo pivotamos como un compás.

Remada de largo alcance: nuestros brazos apenas trabajan un 10%, actúan a modo de palancas, fijos: es el todo el cuerpo el que lanza y recoge la remada, a través de un movimiento sincronizado que dirige la cadera. Una cadencia corta nos sirve para acelerar, y una larga, para mantener una alta velocidad media.

Posición surf: pisamos con un pié en la cola de la tabla y flexionamos la rodilla delantera remar.

Escribir comentario

Comentarios: 0